FORO TENER PELO

Tu foro del cabello

Comparte tus opiniones y experiencias

Moderador: Rodri34

#11748
Quiero compartir con vosotros mi experiencia en la lucha contra la alopecia androgenética, un viaje que empezó hace ya varios años y que ha incluido varios tratamientos y técnicas.

Todo comenzó hace unos tres años, cuando noté que mis entradas se hacían más evidentes y la caída del cabello se intensificaba. No quería quedarme calvo, así que empecé un tratamiento con 5 miligramos de minoxidil y 1 miligramo de finasteride diariamente por vía oral. He estado obteniendo estas medicaciones con receta en la farmacia desde entonces. A pesar de algunos efectos secundarios, que entendí que eran normales, me mantuve firme en el tratamiento. Durante un tiempo, incluso me sentí bastante satisfecho con la densidad que estaba logrando en mi cabello.

Sin embargo, a pesar de este régimen, noté que la caída del cabello no se detenía completamente y decidí buscar soluciones adicionales. Consulté a una dermatóloga y me diagnosticaron alopecia androgenética. Posteriormente, me dirigí a una clínica especializada en trasplantes capilares y recibí una cita para el año siguiente.

Mientras tanto, descubrí la opción de la micropigmentación capilar y decidí probarla, en la clínica donde me hago el injerto por FUE me recomendaron esta Clínica porque otros pacientes de ellos ya lo habían hecho y suelen combinar tratamientos y los médicos hablan con las técnicos de micropigmentación. Elegí el Instituto Nacional de Micropigmentación debido a su reputación y excelentes resultados. Actualmente, después de mi segunda sesión, estoy realmente impresionado con los efectos. La técnica no solo simula la presencia de cabello, sino que crea un convincente efecto tridimensional.

Con el trasplante capilar en el horizonte y con la cita que al principio era apra dentro de un año más cerca, ahora creo que necesitaré menos unidades foliculares de las que originalmente pensaba, gracias a los efectos de la micropigmentación. A pesar de los retos iniciales con el finasteride y el minoxidil, y la continua lucha contra la caída del cabello, me siento optimista y satisfecho con el camino que he tomado.

Espero que mi historia pueda inspirar y orientar a aquellos que enfrentan desafíos similares con la pérdida de cabello. Hay varias opciones disponibles, y a veces, una combinación de tratamientos puede ser la mejor solución.